Viajes

12 consejos para disfrutar una beca Erasmus

Antes de contaros los 12 consejos para vuestro futuro erasmus y mi experiencia personal os voy a explicar un poco qué son y cómo funcionan las becas ERASMUS, ¿Qué es una beca ERASMUS? ¿Cómo y quién la puede solicitar?

Erasmus es el acrónimo del nombre oficial en inglés European Action Scheme for the Mobility of University Students (Plan de Acción de la Comunidad Europea para la Movilidad de Estudiantes Universitarios, o PACEMEU si hiciéramos el acrónimo en español…). La pueden solicitar la gran mayoría de estudiantes universitarios europeos, siempre y cuando la universidad tenga convenios con otras universidades europeas y normalmente tiene una duración de entre 5 y 9 meses, esto depende de tu bolsillo ya que la ayuda para Erasmus estudios te cubre los 5 primeros meses, por ejemplo.

Para saber información más detallada puedes ir a este enlace donde están explicadas los tipos de becas que hay y cómo solicitarlas:

www.todoerasmus.es

Una vez que ya sabéis cómo funcionan y de qué tratan las becas ERASMUS+, vamos a por las experiencias propias y comentarios de gente con la que estuve durante aquellos maravillosos meses.

Todo esto comenzó en el curso 2013/2014, cuando asistí a una charla donde nos explicaron qué destinos podríamos elegir, qué plazos había, cuantías de las ayudas, etc… Yo ya venía de unos años atrás queriendo vivir esta gran experiencia, vivir fuera de casa y en otro país ¿qué más se puede pedir para un culo inquieto como el mío?, pero no cumplía uno de los requisitos principales, haber aprobado un mínimo de un 60% de créditos ECTS. Pero me sirvió para confirmar lo que ya sabía, que quería vivir la experiencia, así que tomé la decisión de irme durante el primer cuatrimestre del curso siguiente, y la ciudad elegida fue Bremen, en el norte de Alemania, conocida por sus músicos y su cerveza Beck’s, de la cual os hablaré un poco más adelante.

La principal causa de que fuera Bremen mi “destino ERASMUS” fue que solamente me daban este lugar como elección para toda Alemania, y uno de los objetivos de esta experiencia era seguir aprendiendo el alemán, el cual debería de practicar más a menudo, ya que desde enero que terminé los idiomas en la carrera lo tengo un poco olvidado, aunque bueno, esto no va a cuento con la experiencia…

Otro de los motivos por los que decidí que fuera esta ciudad es por una de las cosas que más se conoce este país, su cerveza. Aunque la más famosa de Bremen es la archiconocida Beck’s, una rubia pale normal y corriente que no tiene nada de especial, hay una segunda cerveza que se hace también en Bremen, no es tan conocida porque sólo se vende en Bremen y ciudades de alrededor, se llama Haake Beck, es una Weizen que sinceramente hace que te olvides muy rápido de la famosa Beck’s, es una cerveza con cuerpo, de las que te llena si te tomas un par de pintas.

 

 

Opinión de Marta, la conozco desde que comencé la carrera de turismo en el 2012, desde primer momento entablamos una gran amistad que hasta día de hoy perdura:

Ir de Erasmus es una experiencia increíble y que te acompañará por el resto de tu vida. Te ayuda a conocerte a ti mismo y a saber desenvolverte solo ante muchísimas y diferentes situaciones por las que pasas. Conoces a amigos que se sabe que durarán para toda la vida después de los momentos buenos y no tan buenos vividos juntos.

Y si eres una persona a la que le gusta viajar en un Erasmus tendrás un millón de oportunidades para hacerlo, por la cercanía de los países que hay alrededor. Además, las visitas son uno de los mejores momentos y es porque puedes enseñarle toooodo tu mundo de allí a un ser querido.

Resumiendo, una experiencia que hay que vivir porque no sólo abre tu mente sino también tu corazón.”

 

Opinión de María, ella es una de esas personas que conoces por «causalidades», que no casualidades, del Erasmus. Maja y guapa como ella sola, tanto en el exterior como en el interior.

«Un Erasmus es como tú quieras que sea. Es importante que tengas eso claro antes de irte y durante tu estancia.

En mi caso, los 5 meses pasaron rápido y apenas viajé. Fue un error. Debes planificar una escapada cada semana, sin excusa. Lo que vivas te lo llevarás contigo. Da igual si en el norte las horas de sol son mínimas, si diluvia o nieva. Sal, sal ahí fuera a descubrir un nuevo rincón, sal a seguir conociendo gente, a probar una nueva cerveza, a bailar…

Es una oportunidad única para conocerte, cada día puedes hacer una nueva aventura que te ayudará a estar más cerca de ti, a saber qué es lo que realmente te apasiona y qué camino quieres seguir.

Aprende, aprende el idioma y no le tengas miedo. Yo estaba bloqueada, veía como mis amigos hablaban un fluido inglés y yo nunca llegaba a mantener una conversación…Error. Sigue intentándolo porque de eso se trata, de aprender. Y no me refiero académicamente sino aprender de la vida. Empezar a ser consciente que quien antes era un desconocido ahora se convierte en tu mayor apoyo, que tus familia y amigos van a arroparte aunque estén lejos, que la vida es cambio y crecimiento y que llega un día toca desprenderse de todas esas personas con la que has compartido tantos momentos.

Y es que estoy segura que un Erasmus es el calentamiento previo para enfrentar tus próximas etapas, porque un Erasmus te llena, te cala y te transforma a mejor persona.«

 

 

Lo prometido es deuda, así que aquí tienes los 15 consejos que te pueden servir para tu futuro Erasmus:

 

  1. Trata de encontrar alojamiento antes de llegar a tu destino, con una anterioridad de unos 2 o 3 meses. Más aún si tu destino es Bélgica, es un infierno encontrar sitio dónde vivir para un periodo corto de tiempo (inferior a un año).

 

  1. Intenta que la casa/residencia esté cerca del centro. Es un auténtico coñazo salir a tomar unas cervezas, regresar a la 1 o las 2 de la mañana y tener que andar 40 minutos o 1 hora porque no hay transporte público a esas horas…

 

  1. Grupos de Facebook. Antes de llegar a tu ciudad de destino busca grupos, siempre hay grupos que se llamen tipo “Erasmus (Nombre de la ciudad) 16/17”. Te va a servir para muchas cosas, entre ellas buscar piso y empezar a contactar con gente que va a estar en la misma ciudad al mismo tiempo que tú.

 

  1. Abre una cuenta en un banco que no cobre comisiones por sacar en el extranjero. si cada vez que vayas a sacar dinero te cobran 1€ o más, al final del erasmus se te va a ir mucho dinero simplemente por sacar de los cajeros. Mi elección, EVO banco, y no, desgraciadamente no cobro por recomendarlos.

 

  1. IKEA es tu fiel escudero, como Sancho a Don Quijote. Te vas a poder aprovisionar desde sabanas, hasta platos, pasando por sartenes, vasos, y un largo etc…

 

  1. Pregúntale a tus padres, abuelos o hermanos cómo realizar las tareas de la casa. O sufrirás intentando aprenderlas por tu cuenta. Saber freír un huevo o cocer pasta no cuenta ni como experiencia jaja, créeme.

 

  1. Compra una tarjeta con Internet para el móvil. Créeme que la usarás, ya no tanto para el Facebook, Instagram, Whatsapp, etc… sino para saber dónde leches estás o dónde está el bar en el que has quedado con tus colegas, Google Maps FTW!

 

  1. Papeles, papeles y más papeles. Learning Agreement, Certificate of Attendance, Confirmation of Arrival. Todos estos nombres te van a resultar más que familiares, si no sabes lo que son ya puedes ir grabándotelos a fuego. Recuerda en traerte de vuelta varias originales de todos ellos, con todas las firmas, y hasta incluso alguna copia extra no está de más.

 

  1. Haber salido fuera de España te hará tener un mejor curriculum. A la hora de buscar trabajo en un futuro la gente de RRHH valorará más el CV de alguien que haya tenido experiencias en el extranjero, ya que esto demuestra tu valentía, autosuficiencia, etc…

 

  1. Viaja, viaja, y viaja más. Aprovecha que estarás en la zona del centro de Europa y viaja, vas a encontrar muchas ofertas de buses, trenes para ir a otros países cercanos.

 

  1. La beca ya llegará… No te agobies que la beca llegará cuando tenga que llegar. El primer 80% a mí me llego casi 2 meses y medio después de que llegara a Bremen, y el 20% restante me llegó 5 meses después de que volviera a España, ¡SI, 5 MESES DESPUES!

 

  1. No te juntes con españoles. Es el mejor consejo que te puedo dar, júntate con locales, extranjeros, pero no con españoles, que la cabra siempre tira para el monte y nosotros a juntarnos entre nosotros… va a ser una experiencia muchísimo más enriquecedora si tienes a tu alrededor gente que piensa de otra forma.

 

Antes de terminar si has tenido la gran suerte de haber vivido esta experiencia y quieres compartir tu opinión o si tienes dudas, estás a punto de comenzarla, deja un comentario un poco más abajo, estaré encantado de leer otras opiniones y experiencias diferentes a las que yo viví.

 

¡Hasta la próxima semana!

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.